Artritis reactiva (Reiter)

¿Qué es?

La artritis reactiva, también conocida como síndrome de Reiter, es una condición que causa tres síntomas aparentemente no relacionados: artritis, enrojecimiento de los ojos y problemas del tracto urinario. Los doctores a veces llaman a la artritis reactiva una espondiloartropatía seronegativa porque es una de un grupo de condiciones que causan inflamación en todo el cuerpo, particularmente en partes de la espina y en otras articulaciones donde los tendones conectan con los huesos. Ejemplos de otras espondiloartropatías seronegativas incluyen la artritis psoriática, espondilitis anquilosante y el síndrome inflamatorio intestinal.

Las características principales de la artritis reactiva son inflamación de las articulaciones, ojos y ulceración de la piel y la boca.

¿Cuál es la causa?

La artritis reactiva puede desarrollarse en algunas personas después de una infección intestinal o en los tractos genital o urinario. Cuando la infección que le precede es identificada, los síntomas de la artritis reactiva aparecen de 1 a 3 semanas más tarde. Las bacterias comúnmente asociadas con esta condición son Clamidia, Salmonela, Shigela, Yersinia y Campilobacter.

Los médicos no saben exactamente por qué algunas personas expuestas a estas bacterias desarrollan esta condición y otras no, pero han identificado un factor genético (HLA-B27) que aumenta el riesgo de desarrollar esta enfermedad. Cerca del 80% de las personas con artritis reactiva son HLA-B27 positivas. Sólo el 6% de las personas que no padecen este síndrome tienen dicho gene.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas pueden afectar muchas partes diferentes del cuerpo, pero principalmente afectan el tracto urogenital, las articulaciones y los ojos. Síntomas menos comunes incluyen ulceraciones de la boca, erupciones de la piel y problemas de las válvulas cardíacas. Los síntomas pueden ser tan leves que los pacientes no los notan. Estas señales pueden ir y venir durante varias semanas o meses.


LOS SÍNTOMAS PUEDEN INCLUIR


Tracto Urogenital

      *Los varones pueden notar una mayor necesidad de orinar, una sensación de ardor al orinar y una secreción del pene. Algunos hombres pueden desarrollar prostatitis (inflamación de la próstata).

    * Las mujeres con artritis reactiva pueden también mostrar síntomas en el tracto urogenital, como inflamación del cérvix (cervicitis) o inflamación de la uretra (uretritis), lo cual puede causar sensación de ardor al orinar. Además, algunas mujeres también pueden desarrollar salpingitis (inflamación de las trompas de Falopio) o vulvovagintis (inflamación de vúlva y vagina)Estas condiciones pueden o no causar síntomas.


Articulaciones

    * La artritis reactiva típicamente afecta rodillas, tobillos y pies, causando dolor e hinchazón. Las muñecas, dedos y otras articulaciones están menos afectadas. Las personas con artritis reactiva comúnmente muestran inflamación donde los tendones conectan con los huesos, condición llamada entesopatía. Ésta puede resultar en dolor del talón y en acortamiento y engrosamiento de los dedos. Algunas personas con artritis reactiva también desarrollan espolones y otros crecimientos de los huesos de los pies que pueden causar dolor crónico o duradero.


Ojos

    * Conjuntivitis, la cual es una inflamación de la membrana mucosa que cubre el ojo y el párpado, se presenta en un 50% de las personas con artritis reactiva urogenital y 75% de personas con artritis reactiva intestinal. Algunas personas pueden tener uveítis, inflamación interna del ojo.

    * La conjuntivitis y uveítis pueden causar enrojecimiento de los ojos, dolor e irritación ocular y visión borrosa. Los ojos se ven afectados por lo general al principio de la enfermedad y los síntomas pueden aparecer y desaparecer.
 

Otros síntomas

    * Balanitis circinata (en varones, llagas o úlceras pequeñas, superficiales e indoloras o lesiones al final del pene).

    * Queratoderma blenorrágica (erupciones o nódulos pequeños y duros en las plantas de los pies, menos frecuentemente en las palmas de las manos u otros lados).

    * Problemas cardíacos

    * Regurgitación aórtica (fuga de sangre de la aorta al ventrículo).

    * Pericarditis (inflamación de la membrana que reviste y protege al corazón).

¿Cómo se diagnostica?

Para hacer el diagnóstico, su doctor puede:

    * Tomarle su historial médico
    * Hacerle un reconocimiento físico
    * Buscar lesiones cutáneas
    * Ordenar análisis de sangre
    * Efectuar una prueba para identificar el gene HLA-B27
    * Tomar rayos X (a veces)

Opciones de tratamiento

Se usan diferentes tratamientos según la parte del cuerpo afectada

    * Para las afecciones cutáneas se consulta con un dermatólogo.
    * Para los problemas oculares se consulta con un oftalmólogo.
    * Para las afecciones del tracto urinario se consulta un urólogo.
    * Para enseñar a las personas ejercicios específicos, que puedan ayudar a mantener los músculos fuertes y prevenir la rigidez de las articulaciones se usa un fisioterapeuta.
    * Para enseñar a los pacientes cómo reducir la tensión de las articulaciones durante las actividades cotidianas, se recomienda un terapeuta ocupacional.

El tratamiento puede incluir:

    * Descanso
    * Ejercicio
    * Medicamentos
          - AINE
                + Inhibidores de la COX-2
          - Inyecciones con corticosteroides
          - Antibióticos
          - Medicamentos cutáneos (incluyendo corticosteroides)
          - Gotas para los ojos
          - Fármacos antirreumáticos modificadores de la enfermedad (FARME)
                + Metotrexato
                + Sulfazalazina
    * Inhibidores del Factor de Necrosis Tumoral (Biológicos)
          - Etanercept
          - Infliximab

¿Quién tiene riesgo?

Los hombres de entre 20 a 40 años tienen mayor riesgo de contraer la enfermedad. Es el tipo de artritis más común que afecta a los hombres jóvenes.

Entre los hombres de menos de 50 años, de cada cien mil, 3.5 desarrollan artritis reactiva cada año. Tres por ciento de todos los hombres con enfermedades venéreas desarrollan artritis reactiva.

Las mujeres también pueden presentar esta condición, aunque con menor frecuencia y con características menos severas.

Recursos y sugerencias

Contacte otras agencias:

    * Institutos Nacionales de Salud (NIH) 1 AMS Circle
      Bethesda, MD 20892
      1-877-226-4267
      301-495-4484
      http://www.niams.nih.gov/index_espanol.htm

Nebo Content Management System Tracking